Esta página en:
  • Español

ARTÍCULO

Destrucción ecológica de refrigeradores en México: un proyecto de dos años, ahora es un buen negocio

Agosto 08, 2013

Cortesía de: Ecofrigo

DESTACADOS
  • En 2009, el gobierno de México comenzó un exitoso programa para el ahorro de energía.
  • La empresa Principio ecológico, que después cambió su nombre a Ecofrigo, participó en la destrucción ecológica de refrigeradores.
  • Después del cierre del programa, Ecofrigo siguió creciendo y ahora tiene clientes comerciales y alianzas internacionales.

Lo que podía haber sido un proyecto de apenas dos años, se convirtió en una fuente de nuevos mercados y más negocios para una empresa mexicana.

En 2009, el Fideicomiso para el Ahorro de la Energía (FIDE) hizo una convocatoria para centros de acopio de refrigeradores.

La idea era que los mexicanos regresaran sus refrigeradores domésticos usados a los supermercados y tiendas a cambio de un subsidio, que se aplicaba como descuento al precio de su nuevo refrigerador.

Las tiendas, a su vez, entregaban los refrigeradores usados a los centros de acopio para destruirlos ecológicamente. 

Esta iniciativa era parte de un programa más amplio para ahorrar energía y reducir los gases de efecto invernadero, apoyado por el Banco Mundial, que ganó un récord Guinness por haber entregado gratuitamente casi 23 millones de focos “ahorradores”.

¿Para qué sirve la destrucción ecológica de refrigeradores? Pues para evitar que el gas refrigerante que contienen, salga a la atmósfera y contribuya al efecto invernadero. Para lograrlo, se requiere de maquinaria especializada.

Aprovechar la oportunidad

Cuando participaba en el programa, Principio ecológico recibía y destruía alrededor de 3,000 refrigeradores por mes.

Durante dos años analizaron la cantidad de refrigeradores que les llegaban, y se dieron cuenta que había un mercado para la destrucción ecológica de los refrigeradores.

Entonces hicieron una alianza con una empresa de Luxemburgo que les dio acceso a maquinaria especializada y cambiaron su nombre a Ecofrigo.

Open Quotes

Cuándo se acabó [el programa] tuvimos la oportunidad de reaccionar rápidamente y quedar con un mercado de equipos comerciales, y es lo que actualmente estamos desarrollando. Close Quotes

Alvaro Lozano De Icaza
Director Operativo de Ecofrigo

Alvaro Lozano De Icaza, Director Operativo de Ecofrigo, afirma que el programa del FIDE les sirvió para detectar que había una demanda para el tipo de servicio que ellos ofrecían. “Básicamente fue que nosotros viéramos la oportunidad de negocio”, dijo.

Con su experiencia y ahora con su nueva capacidad técnica, la empresa empezó a buscar clientes comerciales que no participaban en el programa del FIDE. Algunos de sus clientes actuales son embotelladoras de gaseosas, cerveceras y empresas de helados.

“Cuándo se acabó [el programa] tuvimos la oportunidad de reaccionar rápidamente y quedar con un mercado de equipos comerciales, y es lo que actualmente estamos desarrollando”, explicó Lozano.

Crecimiento Verde

Ahora Ecofrigo destruye en promedio unos 5,000 refrigeradores por mes. Su objetivo a futuro es perfeccionar la manera de destruir refrigeradores para que el impacto sobre el medio ambiente sea aún menor.

“Los refrigeradores tienen otro problema muy grande, que son los aislantes”, explica Lozano. Esos aislantes también contienen gas refrigerante, pero es más difícil de recuperar. “Nosotros tenemos como objetivo poner una planta para la recuperación del refrigerante (contenido en los aislantes)”, agrega.

Además, ya tienen planes de abrir sucursales en Colombia y Costa Rica, y proveer servicios en Ecuador.