ARTÍCULO

Financiamiento del Grupo del Banco Mundial para abordar el cambio climático aumenta a más de US$11 000 millones

Septiembre 09, 2014

Image

El apoyo del Grupo del Banco Mundial ha ayudado a Marruecos a ponerse a la vanguardia en materia de energía solar.

Dana Smilie/Banco Mundial

TITULARES
  • El financiamiento total del Grupo del Banco Mundial para abordar el cambio climático aumentó a casi US$11 300 millones durante el ejercicio de 2014, y la mayor parte de los préstamos se destinó a inversiones inocuas para el clima en los sectores de energía, transporte y agricultura.
  • Fue uno de los años más sólidos en cuanto a préstamos para energía renovable, lo que refleja la creciente demanda de energía hidroeléctrica, solar, eólica y geotérmica por parte de los clientes.
  • El Grupo del Banco Mundial financió 220 proyectos en más de 60 países en todo el mundo en el ejercicio de 2014. En los últimos cuatro años, los compromisos para actividades relacionadas con el clima llegaron a US$42 000 millones.

La Cumbre sobre el Clima convocada por el secretario general de las Naciones Unidas para finales de septiembre es una oportunidad para que los líderes mundiales defiendan ambiciosas iniciativas en favor del clima que no solo reducirán la contaminación por el carbono, sino que también generarán puestos de trabajo y oportunidades económicas. El financiamiento vinculado con el clima ha estado fluyendo, pero el volumen no es suficiente aún. 

Para el Grupo del Banco Mundial es una prioridad la movilización de financiamiento público y privado, especialmente para los países más pobres. 

En el ejercicio de 2014, que terminó el 30 de junio, el total de las inversiones en el clima aumentó a casi US$11 300 millones, de los cuales el Banco Mundial —el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF) y el Organismo Multilateral de Garantía de Inversiones (MIGA)— comprometió US$8800 millones y la Corporación Financiera Internacional (IFC), la entidad del Grupo del Banco Mundial dedicada al sector privado, otros US$2500 millones. 

La mayoría de estos préstamos se destinó a inversiones inocuas para el clima en los sectores de energía, transporte y agricultura. 

El ejercicio de 2014 fue uno de los años más sólidos en cuanto a préstamos para energía renovable, lo que refleja la creciente demanda de energía hidroeléctrica, solar, eólica y geotérmica a gran escala por parte de los clientes. Los aportes para este sector llegaron a US$3600 millones. 

El transporte fue el segundo receptor más grande de inversiones en el clima, recibiendo más de US$2300  millones, incluidos compromisos para financiar proyectos ferroviarios en China e India. 

Mientras tanto, la agricultura, la pesca y la silvicultura ocuparon el tercer lugar. Se comprometieron unos US$1100 millones, y la mayor parte de los fondos se destinaron a proyectos de protección contra las inundaciones, agua y saneamiento. La mayoría de las actividades se realizó en países de la Asociación Internacional de Fomento (AIF). 

Con cerca de US$5000 millones en financiamiento relacionado con el clima en el ejercicio de 2014, la AIF, el fondo del Banco para los más pobres, siguió demostrando un compromiso firme con las iniciativas en favor del clima. 

Impulso cada vez mayor sobre el terreno 

Los países de todo el mundo están implementando cada vez más soluciones de desarrollo con bajos niveles de emisiones de carbono y resiliencia frente al cambio climático. En respuesta a esto, se espera que, en 2014, el 20 % de los proyectos de financiamiento del Grupo del Banco Mundial contribuya a la adaptación y la mitigación del cambio climático o a ambos objetivos. 

En el ejercicio de 2014, el Grupo del Banco Mundial financió 220 proyectos de inversión en el clima en más de 60 países. Asia meridional fue la región que recibió el mayor financiamiento del Banco (US$3700 millones), seguida de África y Asia oriental y el Pacífico (cada una con alrededor de US$1500 millones). En el caso de IFC, el 31 % de las inversiones estuvo dirigido a países de la AIF, mientras que África, América Latina y Europa superaron sus metas climáticas regionales. 

El sólido financiamiento en el ejercicio de 2014 refleja una demanda continua de los países en desarrollo para trabajar con el Grupo del Banco Mundial en este tema. En los últimos cuatro años, el Grupo del Banco Mundial ha comprometido US$42 000 millones (Banco Mundial US$33 700 millones; IFC US$8300 millones) para actividades relacionadas con el clima. 

Aumentar los recursos para las iniciativas en favor del clima 

Para aumentar los recursos destinados a iniciativas en favor del clima, el Grupo del Banco Mundial está implementando también formas innovadoras de movilización y aprovechamiento del financiamiento y los mercados. 

El financiamiento para el clima desempeña un papel clave en esto, dado que suministra los recursos para enfrentar los riesgos y mejorar la preparación. El Grupo del Banco Mundial ha facilitado el acceso a un conjunto de instrumentos de financiamiento, lo que queda demostrado con  el crecimiento de los compromisos para proyectos del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM), el financiamiento del carbono y los fondos de inversión en el clima (CIF, por sus siglas en inglés). 

Con la adición de US$652 millones en el ejercicio de 2014, el financiamiento para la mitigación proveniente de los recursos externos aumentó cerca de US$3000 millones en los últimos cuatro años. El financiamiento del carbono –tanto el apoyo a la preparación como los pagos por reducción de emisiones– asciende a aproximadamente US$1200 millones, o el 40 % del total, seguido por los CIF que representan el 28 % del financiamiento total en los últimos cuatro años. 

El financiamiento para la adaptación proveniente de los recursos externos aumentó a US$279 millones en el mismo ejercicio, constituyendo un año récord. Este monto en los últimos cuatro años es cercano a US$850 millones. 

Además, IFC ha trabajado en la movilización de fondos del sector privado para ayudar a superar el déficit del financiamiento para el clima a través de un amplio espectro de estructuras financieras, que incluyen el Fondo Catalizador sobre el Clima de IFC (US$418 millones) para inversiones en energía limpia, las asociaciones público-privadas (US$942 millones en el ejercicio de 2013 ), productos financieros mixtos (US$221 millones en el ejercicio de 2014) y trabajo conjunto con el BIRF para desarrollar un mercado líquido sólido para los bonos verdes. Desde 2008, el Banco Mundial ha emitido más de US$6400 millones en bonos verdes en 17 monedas e IFC ha emitido US$3600 millones en el mismo mercado. 

Foto: El apoyo del Grupo del Banco Mundial ha ayudado a Marruecos a ponerse a la vanguardia en materia de energía solar.