Octubre 31, 2017

En 15 años se implementan reformas para mejorar el entorno empresarial en todo el mundo

Hasta 2017, poner en marcha un negocio en Tailandia no había sido una tarea fácil. Ahora, la situación es diferente porque se eliminó el requisito de tener un sello de la empresa; el Gobierno no necesita aprobar las regulaciones sobre empleo de trabajadores, y los procesos para obtener electricidad y registrar propiedades se han simplificado.

Como resultado, el tiempo necesario para crear una empresa se redujo a solo 4,5 días en comparación con 27,5 días en años anteriores.

Tailandia implementó ocho reformas el año pasado, ubicándose entre las 10 economías que más mejoraron en la clasificación anual del Grupo Banco Mundial relativa a la facilidad para hacer negocios y que se basa en las reformas emprendidas por las economías.

¿QUÉ ES DOING BUSINESS?

El proyecto Doing Business proporciona una medición objetiva de las regulaciones empresariales y su cumplimiento en 190 economías. Analiza las pequeñas y medianas empresas nacionales y las regulaciones que se aplican a estas a lo largo de su ciclo de vida.

Con la recopilación y el análisis de datos cuantitativos exhaustivos para comparar el entorno regulatorio empresarial en todas las economías y a lo largo del tiempo, Doing Business incentiva a las economías a competir para tener regulaciones más eficientes; proporciona puntos de referencia medibles de las reformas, y sirve como un recurso para los encargados de formular políticas, académicos, periodistas, investigadores del sector privado y otros interesados en el clima empresarial de las distintas economías.

Image

Además, el proyecto Doing Business elabora informes subnacionales, en que se abordan de manera exhaustiva las regulaciones y reformas empresariales en diferentes ciudades y regiones dentro de un país. En estos informes se proporcionan datos sobre la facilidad para hacer negocios y la clasificación de cada lugar, y se recomiendan reformas para mejorar el desempeño en todos los indicadores. Las ciudades seleccionadas pueden comparar sus regulaciones empresariales con las de otras ciudades en la misma economía o región y con las 190 economías incluidas en la clasificación general de Doing Business.

"La creación de empleo es uno de los elementos transformadores de los que los países y las comunidades se pueden beneficiar cuando se permite que el sector privado prospere. Unas normas justas, eficientes y transparentes, como las que promueve Doing Business, mejoran la gestión de gobierno y ayudan a hacer frente a la corrupción."
Kristalina Georgieva
Directora general del Banco Mundial.

CÓMO EMPEZÓ TODO

El proyecto Doing Business se inició a partir de dos acontecimientos relacionados con el crecimiento económico y que ocurrieron de manera simultánea a fines de los años ochenta y comienzos de los años noventa, dijo Simeon Djankov, creador de la serie Doing Business y ex vice primer ministro y ministro de Finanzas de Bulgaria.

Uno de esos hechos fue ejemplificado por el economista peruano Hernando de Soto, conocido por su trabajo relativo a la economía informal y la importancia de las empresas y los derechos de propiedad. En su libro El otro sendero, publicado en 1989, de[MIS1]  Soto señaló que el costo para crear un negocio en su país (Perú) era prohibitivo y que las oportunidades económicas habían sido negadas a los pobres. Como resultado, ellos terminaron operando fuera de la economía formal.

“Eso fue uno de los motivos del análisis”, agregó Djankov. “Si se facilita la actividad empresarial con la simplificación de las leyes y regulaciones, muchas más firmas y empresarios se cambiarán al sector formal”.

En el sector formal, dijo, los trabajadores tendrán beneficios como seguridad social, pensión y cobertura de seguro. Al mismo tiempo, el Gobierno se beneficia porque recaudará impuestos con los cuales se podrán financiar los presupuestos de salud y educación.

En segundo lugar, con el colapso del comunismo luego de la caída del Muro de Berlín en 1989, emergieron nuevas preguntas. Las economías de muchos países en Europa oriental y central y en la ex Unión Soviética eran economías controladas por el Estado. Por lo tanto, no existían leyes y regulaciones para establecer y desarrollar pequeñas empresas privadas al interior de los países.

“Se produjo una convergencia de estas dos cosas”, dijo Djankov. “Entonces, nos preguntamos por un lado cómo podemos simplificar las regulaciones y por el otro lado cómo podemos crear nuevas regulaciones de modo que los negocios sean formales y que las nuevas empresas se establezcan dentro de la economía formal y generen una gran cantidad de empleos”.

A fines de los años noventa, cuando el Banco Mundial evaluaba iniciar el proyecto Doing Business, existía un gran debate acerca de si el sector privado podía generar trabajos, o el sector privado solo podía desarrollar pequeñas empresas y únicamente el Estado podía generar empleos.

“En ese momento, hace 20 años, se tuvo que insistir que la respuesta era positiva; que si el sector privado tiene regulaciones más simples puede realmente generar trabajos y [fomentar la] innovación. Así que ayudamos a instaurar esa idea”, agregó.

El informe Doing Business se inició entonces con cinco conjuntos de indicadores para133 economías.

LAS ECONOMÍAS QUE MÁS MEJORARON EN 2017

El año pasado, las autoridades de 119 economías ejecutaron 264 reformas encaminadas a generar puestos de trabajo, atraer inversiones y aumentar la competitividad, según el informe del Grupo Banco Mundial titulado Doing Business 2018: Reforming to Create Jobs (Reformar para crear empleo).

Este año se cumple el 15.o aniversario del informe Doing Business. Desde que se inició el proyecto en 2003, el entorno normativo empresarial ha cambiado considerablemente a nivel mundial. En todo el mundo, los Gobiernos han adoptado y promovido las tecnologías de la información para reducir las trabas burocráticas y aumentar la transparencia.

Hoy, en 65 de las 190 economías analizadas por Doing Business, los empresarios pueden completar al menos uno de los trámites en línea en comparación con solo nueve de las 145 economías examinadas en el informe Doing Business de 2004. Además, ahora en 32 economías es posible iniciar una disputa comercial en internet. También se observan progresos similares en otras áreas de Doing Business.

En la edición correspondiente al 15.o aniversario del informe, se señala que se han realizado 3188 reformas desde que se comenzó a evaluar, en todo el mundo, la facilidad para hacer negocios de las pequeñas y medianas empresas nacionales.


“La creación de empleo es uno de los elementos transformadores de los que los países y las comunidades se pueden beneficiar cuando se permite que el sector privado prospere. Unas normas justas, eficientes y transparentes, como las que promueve Doing Business, mejoran la gestión de gobierno y ayudan a hacer frente a la corrupción” , dijo Kristalina Georgieva, directora general del Banco Mundial.

Los países en desarrollo llevaron a cabo 206 reformas, que representan el 78 % del total; África al sur del Sahara implementó 83, cifra récord para la región por segundo año consecutivo, y Asia meridional, la cantidad sin precedentes de 20. Muchas de las reformas tuvieron por objeto mejorar el acceso al crédito y la inscripción de nuevas empresas (38 en cada caso), mientras que las orientadas a facilitar el comercio transfronterizo ascendieron a 33.

En la clasificación anual relativa a la facilidad para hacer negocios, Nueva Zelandia, Singapur y Dinamarca mantuvieron los lugares primero, segundo y tercero, respectivamente, seguidas de la República de Corea; la RAE de Hong Kong, China; los Estados Unidos; el Reino Unido; Noruega; Georgia, y Suecia.

Las 10 economías que más mejoraron este año, en función de las reformas emprendidas, son Brunei Darussalam (por segundo año consecutivo), Tailandia, Malawi, Kosovo, India, Uzbekistán, Zambia, Nigeria, Djibouti y El Salvador. Por primera vez, en este grupo figuran economías de todos los tamaños y niveles de ingreso, y la mitad de ellas nunca antes había integrado este grupo: El Salvador, India, Malawi, Nigeria y Tailandia.

Image

“Ahora que celebramos el 15.o aniversario de Doing Business, es particularmente gratificante comprobar que muchas de las reformas se están instrumentando en las economías y los sectores donde son más necesarios. Esperamos seguir señalando los obstáculos reales que enfrentan los empresarios, tanto mujeres como hombres, y continuar celebrando los cambios normativos satisfactorios” , dijo Rita Ramalho, directora interina del Grupo de Indicadores Mundiales del Banco Mundial, que elabora el informe.

¿DÓNDE MEJORARON LAS REGULACIONES EMPRESARIALES?

Si bien las economías con la regulación más favorable para las empresas en la clasificación en facilidad de hacer negocios de este año son relativamente diversas, existen algunas características comunes entre las 20 economías que más mejoraron. Trece de ellas son economías de ingreso alto pertenecientes a la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE); cuatro se ubican en Europa y Asia central y tres en Asia oriental y el Pacífico. Y 18 se clasifican como economías de ingreso alto.

Image

IMPACTO DE LA REGULACIÓN EMPRESARIAL EN EL EMPLEO Y LA POBREZA

La pobreza se explica a través de muchos factores. Estos pueden incluir la vulnerabilidad a los desastres naturales, el aislamiento y la calidad de la gestión de gobierno, entre otros. Realizar reformas en las áreas analizadas por Doing Business puede resultar particularmente beneficioso para la creación de empleo cuando estas reformas se implementan en las áreas de “apertura de una empresa” y “regulación del mercado de trabajo”.

En todas las economías existe una relación positiva importante entre el crecimiento del empleo y la distancia hasta la frontera. Si bien este resultado indica una relación y no puede interpretarse de un modo causal, resulta alentador observar que las economías que han mejorado las regulaciones empresariales, según las mediciones de Doing Business, tienden a ser también las economías que están creando más oportunidades de empleo.

Cuando se trata del desempleo, el resultado opuesto previsto es claro. Las economías con regulaciones empresariales más complicadas son aquellas que registran los niveles más altos de desempleo en promedio.

Image

UNA COMPETENCIA COMO LA “COPA MUNDIAL”

A lo largo de los 15 años en que se ha llevado a cabo Doing Business, el mayor impacto es que los países podrían competir, dijo Djankov. “Eso es un elemento que no pensamos cuando realizamos la mayor parte de nuestro trabajo analítico y teórico”.

Agregó que, una vez que se empiezan a clasificar los países y a compararlos, además de surgir buenas políticas se produce una competencia natural parecida a una “Copa Mundial” o los “Juegos Olímpicos”.