Esta página en:
  • Español

COMUNICADO DE PRENSA

Presidente del Banco Mundial destaca la necesidad de priorizar el saneamiento para erradicar la pobreza

Abril 11, 2014

Kim apela a los líderes mundiales a enfrentar la pobreza mediante un mayor acceso al saneamiento mejorado 

WASHINGTON, 11 de abril, 2014 – El Presidente del Banco Mundial, Jim Yong Kim, en una reunión que convocó a ministros de finanzas, de agua y de saneamiento de todo el mundo, hizo un llamamiento a los líderes mundiales para que adopten medidas urgentes que faciliten el acceso de sus habitantes a servicios de saneamiento como un medio para luchar contra la pobreza. Estas declaraciones anteceden a las Reuniones de Primavera 2014 del Fondo Monetario Internacional y el Grupo Banco Mundial.

“Nos hemos reunido hoy aquí para impedir millones de muertes innecesarias de seres humanos —en su mayoría niños en situación de pobreza—,causadas por la falta de saneamiento”, dijo Kim. 

Unas 2500 millones de personas no tienen acceso a inodoros en buen estado ni medios sanitarios para desechar heces humanas. Esto incluye a 1000 millones de personas que practican la defecación al aire libre cerca de ríos y campos, así  propagan gérmenes en  los alimentos, agua y el lavado de ropa. Las enfermedades diarreicas resultantes causan miles de muertes diarias de niños e innumerables efectos negativos como retrasos en el crecimiento infantil. Las pérdidas económicas por causa de problemas en la salud, medio ambiente e industria son igualmente alarmantes. Y pese a que casi 1900 millones de personas han conseguido inodoros o letrinas desde 1990, el acceso a saneamiento sigue siendo uno de los Objetivos de Desarrollo del Milenio más difíciles de cumplir. 

Al respecto,  Livia Benavides, Representante interina del Banco Mundial para los países andinos enfatizó que “El saneamiento en las zonas rurales de América Latina requiere mayor atención. En  Bolivia y Perú, más de la mitad de la población no cuenta con baños en buen estado”. 

Kim también mencionó que el Banco Mundial no podrá alcanzar sus metas —erradicar la pobreza extrema para el año 2030 y promover la prosperidad para el 40 por ciento de la población más pobre— sin solucionar el problema del saneamiento, ambos están estrechamente vinculados.  

“El Banco Mundial está comprometido a colaborar tanto con el financiamiento como en la mejora de los servicios de saneamiento”, dijo Kim.  “Nuestro recientemente nombrado Director Sénior del Grupo de Práctica de Agua, Junaid Ahmad, trabajará con los ministros de economía y otros actores involucrados para que incluyan en sus programas y planes el saneamiento para los más pobres. Trabajaremos en equipo con los ministros de educación para  construir servicios sanitarios en cada escuela; con ministros de salud para incorporar el saneamiento a los programas de salud y nutrición, y con los ministros de agricultura, medio ambiente y planeamiento urbano para asegurar que el saneamiento esté presente en sus planes y programas focalizados en la población pobre”, agregó. 

Dijo además que el Grupo del Banco Mundial fortalecerá su rol en la generación e intercambio de conocimiento, trabajando con socios del sector público, privado y con la sociedad civil. Añadió que la experiencia de organismos no gubernamentales como BRAC en Bangladesh y la Organización Agua para la Salud de Kenia pueden ofrecer una mayor comprensión de la problemática.  

Kim también señaló que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha sentado las bases para concientizar y definir las metas sobre este tema prioritario. Dijo que la ONU y el Banco Mundial aprovecharán sus esfuerzos combinados y se alinearán con organizaciones como WaterAid, Toilet Hackers, el Proyecto sobre la Pobreza Mundial y ONE DROP.

Igualmente, Kim añadió que el Banco Mundial ampliará el compromiso de las partes interesadas, incluyendo a los líderes del sector privado, quienes están deseosos de contribuir. El Banco Mundial ya está en conversaciones con las empresas para buscar el modo en que el financiamiento y conocimiento del sector privado puedan ser aprovechados para mejorar el saneamiento.

En los últimos siete años, el Banco Mundial ha comprometido un promedio anual de más de US$3000 millones  para servicios de agua y saneamiento, y es el mayor financista para agua y saneamiento a nivel mundial.


Contactos para medios de comunicación
COMUNICADO DE PRENSA N.º
04.16.2014/LAC/WSP