COMUNICADO DE PRENSA

Ébola: Grupo Banco Mundial aprueba donación de US$105 millones para acelerar contención de epidemia en Guinea, Liberia y Sierra Leona

Septiembre 16, 2014


CIUDAD DE WASHINGTON, 16 de septiembre de 2014. El Directorio Ejecutivo del Grupo Banco Mundial (GBM) aprobó hoy una donación de US$105 millones para financiar los esfuerzos de contención de la epidemia de ébola en Guinea, Liberia y Sierra Leona, ayudar a las familias y comunidades a afrontar el impacto económico de la crisis, y restablecer y reforzar los sistemas esenciales de salud pública en los tres países más afectados para resguardarse contra futuros brotes de enfermedades. La nueva donación forma parte de la movilización de US$200 millones en recursos de emergencia contra el ébola anunciada por el GBM a principios de agosto.

El GBM señaló que en el marco de su nuevo Proyecto de respuesta de emergencia contra el ébola se movilizarán US$52 millones para Liberia, el país con el mayor número de infecciones de este virus, US$28 millones para Sierra Leona y US$25 millones para Guinea.

Las asignaciones se calcularon en consonancia con la hoja de ruta elaborada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y las evaluaciones de la gravedad relativa de la epidemia en cada país. El GBM dijo que era casi seguro que movilizaría más financiamiento para los países, pues “la respuesta inmediata sigue siendo muy insuficiente para frenar el brote”.

Al presentar el nuevo proyecto al Directorio Ejecutivo, el presidente del Grupo Banco Mundial, Jim Yong Kim, médico experto en el tratamiento de enfermedades infecciosas, dijo que la donación para combatir el ébola tendría un impacto duradero en el desarrollo de la región. Señaló que la donación era un componente importante de una respuesta internacional coordinada, encabezada por las Naciones Unidas y la OMS.

“El mundo tiene que hacer muchísimo más para responder a la crisis de ébola en estos tres países”, dijo el presidente Jim Yong Kim. “Esta nueva donación del Banco Mundial, que pronto llegará a Guinea, Liberia y Sierra Leona, tendrá un efecto positivo inmediato en las campañas colectivas de estos países para contener el ébola. Deseo agradecer personalmente a nuestro Directorio Ejecutivo por responder con tanta rapidez ante esta crisis”.

En el documento para esta nueva operación, el GBM señala que las restricciones al desplazamiento de las personas que impone el ébola “están generando crisis alimentarias en las zonas en cuarentena y más afectadas donde se unen los tres países. En la región del río Mano, la inseguridad alimentaria se extiende rápidamente. Más de un millón de personas de esa región enfrentarán una crisis de alimentos en los próximos meses. Además, a medida que la crisis continúa evolucionando, su amenaza puede propagarse a otras zonas debido a las medidas de cuarentena y a otras interrupciones del transporte de bienes y el desplazamiento de las personas”.

Hasta el 40 % de la nueva donación, que es financiada por el Mecanismo de Respuesta a las Crisis, de la AIF*—servicio que normalmente ayuda a los países pobres a recuperarse de desastres naturales o crisis económicas graves— podría utilizarse para financiar en forma retroactiva ciertas iniciativas de contención del ébola en los tres países más afectados.

Prioridades en la lucha contra el ébola

El nuevo proyecto financiará prioridades fundamentales en los tres países para: i) implementar sus respectivos planes de respuesta contra el brote de la enfermedad y, al mismo tiempo, prestar servicios de salud esenciales durante el brote; ii) ayudarlos a asegurarse de contar con suficientes trabajadores de la salud nacionales e internacionales para responder al brote de ébola y prestar servicios de salud esenciales, y iii) suministrar alimentos esenciales y agua a las familias y comunidades en cuarentena y a otros hogares afectados por el virus. Luego, los fondos serán distribuidos por los Gobiernos de los tres países con el apoyo de organismos de las Naciones Unidas.

“Mi admiración por la entrega y el sacrificio de los trabajadores sanitarios que forman la columna vertebral de los esfuerzos por contener el ébola no tiene límites. Con esta nueva operación del GBM, ellos podrán contar con los trajes de protección y otro equipo médico que les brinde seguridad contra la infección con el virus y tendrán más tranquilidad para concentrarse en su labor de primera línea para brindar atención y tratamiento a sus pacientes”, dice Makhtar Diop, vicepresidente del Banco Mundial para África. “También deseo agradecer la incansable labor de los Gobiernos de los tres países para hacer todo lo posible por contener esta epidemia que, como sabemos, es el brote de ébola más importante y más persistente registrado en África desde que el virus fue descubierto en 1976”.

Según Makhtar Diop, el nuevo proyecto financiará:

  • Pagos por condiciones de trabajo peligrosas e indemnizaciones al personal de la salud, incluidos los voluntarios, que trabajan en centros de tratamiento de emergencia y centros de remisión de pacientes.
  • La atención médica en el país brindada a los trabajadores sanitarios expuestos al virus.
  • Prestaciones por defunción para las familias de los trabajadores sanitarios expuestos al virus.
  • La contratación, la capacitación y el despliegue de médicos, personal de enfermería y otro personal médico y paramédico extranjeros.

El GBM señala que actualmente no hay atrasos importantes en el pago de los sueldos a los trabajadores de la salud en Guinea, Liberia y Sierra Leona, y que los recursos del proyecto también podrían utilizarse para financiar los sueldos normales de los trabajadores sanitarios en el caso de que los Gobiernos se vieran sometidos a presiones financieras como consecuencia del impacto económico del brote de ébola.

Además, la donación del GBM contribuirá a restablecer y reforzar los sistemas esenciales de salud pública y la prestación de servicios sanitarios en África occidental, incluida la vigilancia de enfermedades y medidas de preparación. Este apoyo será fundamental para evitar la propagación de la epidemia de ébola a países vecinos, y posibilitar una respuesta regional oportuna y eficaz frente a pandemias en el futuro.

La contención de la epidemia de ébola se ha visto obstaculizada por la fragilidad que ya tenían los sistemas de salud en los países afectados. A su vez, esta situación pone en grave peligro los recientes avances en materia de salud en la región”, dijo el doctor Timothy Evans, director superior de Salud, Nutrición y Población del Grupo Banco Mundial. “Para detener esta epidemia y prevenir brotes en el futuro, debemos asegurarnos de que estos países cuenten con el personal sanitario capacitado y los suministros esenciales necesarios, y con sistemas eficaces que estén en condiciones de responder”.   

Suministro de alimentos a las comunidades en cuarentena

El GBM dice que su nuevo proyecto mejorará el acceso de los hogares afectados por el ébola a los alimentos y otros suministros básicos en las zonas en cuarentena y otras zonas de riesgo en Guinea, Liberia y Sierra Leona. Inicialmente, este componente procurará ayudar a 395,000 personas afectadas que se encuentran en zonas en cuarentena y otras zonas de riesgo. A través del proyecto se asegurará la disponibilidad de alimentos y agua potable “para evitar un rápido deterioro de la seguridad alimentaria y del estado nutricional de la población más gravemente afectada”.

Con financiamiento del GBM, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de las Naciones Unidas suministraría paquetes de alimentos para satisfacer completamente las necesidades calóricas y de micronutrientes de la población. La entrega de otros suministros básicos (por ejemplo, agua potable y cloro) se determinará conforme a la evolución de las necesidades de cada país en las zonas en cuarentena, las zonas de riesgo y los hogares afectados por el ébola. Con respecto a los pacientes hospitalizados o en centros de observación, el PMA entregaría comidas preparadas a través de las entidades sanitarias a cargo de esos establecimientos. En cuanto al resto de los beneficiarios, el PMA suministraría raciones sin cocinar a todas las comunidades para que estas las preparen en sus hogares.

*La Asociación Internacional de Fomento (AIF) es el fondo del Banco Mundial para los países más pobres del mundo.



Contactos para medios de comunicación
En Washington
Phil Hay
Teléfono: (m) 202-492-7238; (w) 202-473-1796
phay@worldbank.org
Melanie Mayhew
Teléfono: (w) 202-458-7891, (m) 202-459-7115
mmayhew1@worldbankgroup.org


COMUNICADO DE PRENSA N.º
2015/096/AFR