COMUNICADO DE PRENSA

El Banco Mundial reconoce deficiencias en proyectos de reasentamiento y anuncia un plan de acción para solucionar problemas

Marzo 04, 2015


CIUDAD DE WASHINGTON, 4 de marzo de 2015. En respuesta a informes internos del Banco Mundial en los que se identificaron serias dificultades para la aplicación de sus políticas de reasentamiento, la institución dio a conocer en el día de hoy un plan de mejora en la supervisión y gestión de las prácticas de reasentamiento, para asegurar una protección más eficaz de las personas y empresas afectadas por proyectos financiados por el Banco.

En tres informes, en los que se pasó revista a más de dos décadas de proyectos del Banco Mundial con posibles actividades de reasentamiento, se concluyó que en muchos casos la supervisión de esas operaciones se había basado en documentación insuficiente o estaba desprovista de documentación, que no había habido un seguimiento que garantizara la implementación de medidas de protección y que algunos proyectos no habían sido identificados suficientemente como operaciones de alto riego para poblaciones establecidas en las cercanías.

Examinamos con cuidado nuestra labor en materia de reasentamiento, y lo que constatamos me causó profunda preocupación,” dijo el presidente del Grupo Banco Mundial, Jim Yong Kim. “Detectamos varios problemas importantes. Uno de ellos consiste en que no hemos realizado una supervisión suficientemente adecuada de proyectos con componentes de reasentamiento; en segundo lugar, no hemos aplicado esos planes en forma suficientemente satisfactoria, y en tercer término no hemos establecido sólidos sistemas de seguimiento para verificar la observancia de nuestras políticas. Nuestra labor debe ser, y será, más adecuada”.

En el plan de acción dado a conocer el miércoles se promueve el fortalecimiento de sistemas, mecanismos de dotación de personal y la implementación de políticas. En él se centra la atención en una mejor preparación, supervisión y aplicación de las actividades de reasentamiento, dadas las perturbaciones que ellas pueden causar en la vida de las personas.

El plan, que está alineado con el actual proceso de examen de salvaguardias del Banco Mundial, se basa en gran medida en recomendaciones emanadas de tres informes: un examen de asesoramiento llevado a cabo en 2014 por el Departamento de Auditoría Interna, sobre la gestión de los riesgos ambientales y sociales realizada por el Banco, y dos borradores de documentos de trabajo internos, correspondientes a las dos primeras fases del examen de la cartera de reasentamiento involuntario.

Desde fines de 2012 el Banco Mundial ha venido realizando consultas con interesados sobre fortalecimiento de las políticas de salvaguardias ambientales y sociales de la institución, incluidas las referentes a adquisición de tierras y reasentamiento. El 1 de marzo la institución concluyó la segunda fase de consultas sobre el Marco Ambiental y Social propuesto, que fortalecerían, actualizarían y aclararían las políticas de salvaguardias vigentes de la institución.

En materia de reasentamiento, equipos operativos del Banco Mundial ya están aplicando muchas de las medidas identificadas en el plan de acción dado a conocer en el día de hoy, lo que incluye un examen exhaustivo de sus políticas actuales; orientación adicional para el personal; un marco de gestión sistemática de riesgos, y fortalecimiento de la acreditación de personal especializado.

En el plan se prevé también la utilización de una nueva base de datos de seguimiento del desempeño social, en respuesta a una falla detectada en dos de los informes, consistente en que en los sistemas del Banco Mundial es difícil obtener información sobre la escala y el alcance de los impactos de los proyectos. Esta base de datos se creó para realizar un mejor seguimiento de problemas de reasentamiento para todos los proyectos financiados por el Banco con componentes de reasentamiento involuntario y hacer posible la generación en tiempo real de informes sobre reasentamiento. Ya se ha establecido un sistema de seguimiento similar para temas ambientales.

“Conforme a nuestra política, si reubicamos a una persona en un lugar ajeno a su domicilio, contribuiremos a los esfuerzos encaminados a mejorar, o por lo menos restablecer, sus ingresos y condiciones de vida”, señaló Kim. “Políticas sólidas como las nuestras exigen una ejecución firme, y esta requiere adecuados exámenes del financiamiento y el empoderamiento de quienes se ocupan de las salvaguardias. Nuestro plan de acción introducirá cambios en esa esfera.”

Puede obtenerse también información adicional, incluidos datos básicos, así como preguntas frecuentes sobre la Política de Reasentamiento Involuntario del Banco Mundial.

¿En qué consiste el reasentamiento involuntario?

La expresión “reasentamiento involuntario” se refiere a dos procesos diferentes pero interrelacionados. El desplazamiento es un proceso que hace que los proyectos de desarrollo provoquen la pérdida de tierras y otros activos de las personas, o del acceso a recursos, lo cual puede dar lugar a desplazamiento físico, pérdida de ingresos u otras repercusiones negativas. El reasentamiento o la rehabilitación consiste en un proceso por el cual se proporciona asistencia a las personas afectadas desfavorablemente que se esfuerzan por mejorar, o por lo menos restablecer, sus ingresos y condiciones de vida.

Más información, incluyendo una hoja informativa, y un FAQ sobre Política de Reasentamiento Involuntario del Banco Mundial, también está disponible.

 



Contactos para medios de comunicación
En Washington
David Theis
Teléfono: (202) 458-8626
dtheis@worldbankgroup.org
For Broadcast Requests
Mehreen Sheikh
Teléfono: (202) 458-7336
msheikh1@worldbankgroup.org

COMUNICADO DE PRENSA N.º
2015/332/ECR

Api
Api