Declaraciones Junio 13, 2018

Promoviendo una mejor gobernanza para movilizar fondos hacia el desarrollo de América Latina & el Caribe

Image

Auspiciado por Grupo Banco Mundial, OEA y Gobierno de Panamá.

Cuentas Claras 2018 – Gobierno Transparente en Colaboración con el Sector Privado 

 

Preámbulo

Contar con un buen gobierno y con instituciones que rindan cuentas son elementos fundamentales para reducir la pobreza y maximizar la eficacia de las acciones de desarrollo. Existe una clara correlación entre las medidas de gobernanza en general y el ingreso per cápita de los países. Sigue siendo fundamental la capacidad de los gobiernos para ofrecer servicios públicos, apoyar un entorno generador de empleos y de crecimiento, abordar las deficiencias del mercado e involucrar a los ciudadanos en el proceso, lo que conduce hacia sociedades transparentes, respetuosas de las leyes, e incentiva aún más la inversión del sector privado.

Dado que los países de la región tienen una importante brecha financiera en el gasto de inversión para el desarrollo y que el financiamiento del sector público al desarrollo no puede por sí solo cubrir esa brecha, los esfuerzos para mejorar la gobernanza mediante la creación de un entorno de inversión propicio impulsarán la inversión privada en apoyo de los objetivos de desarrollo. Es más probable que los esfuerzos por mejorar el clima de inversión en la región a través de una mayor transparencia y rendición de cuentas tengan éxito si existen regímenes de información fiscal y financiera sólidos y confiables, así como mecanismos transparentes para el desarrollo de políticas públicas.

La transparencia es un prerrequisito fundamental para generar confianza entre los ciudadanos. Los gobiernos deberían esforzarse más para proporcionarles a todos los actores interesados información fiscal y financiera pertinente y precisa que contribuya a mejorar la eficiencia y efectividad del gasto público y hacer que rindan cuentas por sus decisiones.

La falta de transparencia y rendición de cuentas en el sector privado -particularmente en temas de beneficiario último de flujos financieros ilícitos, evasión de impuestos y corrupción- erosiona la confianza en las instituciones públicas y priva a los ciudadanos del capital necesario para el crecimiento económico. Una colaboración efectiva entre los sectores público y privado implica que la transparencia es una "calle de doble sentido", que requiere esfuerzos mutuos para crear un círculo virtuoso que motive un entorno institucional responsable. La sociedad civil desempeña un papel igualmente crítico, involucrando a la ciudadanía para que participe directamente y haga rendir cuentas a los gobiernos, así como a las empresas privadas beneficiarias de contrataciones públicas.

Por lo tanto, el Acuerdo de Panamá tiene como objetivo orientar al sector público en la promoción del uso del capital privado con responsabilidad social y así contribuir al desarrollo económico.

El objetivo primordial del Acuerdo de Panamá es animar a todos los interesados - gobiernos, representantes del sector privado y de la sociedad civil- a que busquen formas de incrementar su colaboración y mejorar la gobernanza para maximizar el financiamiento destinado al desarrollo. Este Acuerdo estaría respaldado por un conjunto de acciones detalladas a continuación para:

1 – Mejorar la calidad y transparencia de la información fiscal y financiera

La disponibilidad de información financiera confiable, integral y oportuna en un formato pertinente y accesible es clave para que los gobiernos y los inversionistas respalden sus decisiones, a fin de identificar, mitigar y gestionar los riesgos de manera más efectiva. Para lograrlo, las siguientes acciones de los gobiernos, en colaboración con el sector privado, están orientadas hacia:

  • Apoyar la producción de informes y publicaciones financieras de alta calidad por parte de gobiernos nacionales y subnacionales, así como empresas estatales, mediante la adopción de normas y códigos internacionales de información financiera y contable.
  • Incentivar el uso de herramientas y plataformas tecnológicas para las adquisiciones del Estado y gastos del sector público.
  • Facilitar el acceso a información gubernamental pertinente, oportuna, procesable y precisa, así como la adopción de normas internacionales de gobierno abierto y datos abiertos.

2 – Fortalecer la rendición de cuentas

La rendición de cuentas en el sector público es esencial para impulsar el financiamiento del sector privado. El fortalecimiento de los ambientes de control interno, las medidas anticorrupción y los mecanismos para el control externo de los negocios gubernamentales son fundamentales para mejorar la rendición de cuentas. Además, la agilidad y la transparencia con que los gobiernos llevan a cabo sus transacciones comerciales contribuye en gran medida a una percepción positiva como buenos socios comerciales. Por lo tanto, se debe buscar un equilibrio óptimo para garantizar procesos gubernamentales ágiles, a la vez que se fortalece la rendición de cuentas.

Con el fin de fortalecer la rendición de cuentas, y así fomentar mayores niveles de confianza por parte del sector privado y los ciudadanos, las siguientes líneas de acción deberían ser previstas por los gobiernos:

  • Aplicar buenas prácticas para fortalecer el gobierno corporativo, incluyendo en empresas estatales y Alianzas Público-Privadas (APP).
  • Adoptar iniciativas de transparencia, rendición de cuentas y anticorrupción, al mismo tiempo que se mantenga un sector público ágil.
  • Prevenir y combatir la evasión fiscal, los flujos financieros ilícitos y el lavado de dinero.

3 – Fortalecer la colaboración entre los distintos actores interesados

Una mejor coordinación y colaboración entre el gobierno, el sector privado y la sociedad civil es primordial para movilizar y catalizar capital privado hacia proyectos de desarrollo y para promover mejores políticas públicas a través de una mayor participación de la sociedad civil. Para alcanzar este objetivo, es necesario:

  • Desarrollar mecanismos que faciliten las consultas entre los actores interesados.
  • Promover una colaboración abierta y transparente entre los gobiernos y el sector privado para mejorar las políticas y cerrar las brechas de implementación.
  • Fortalecer las normas, estándares y procesos para garantizar la inclusión de la sociedad civil.

 

Acuerdo de Panamá: Promoviendo una mejor gobernanza para movilizar fondos hacia el desarrollo de América Latina & el Caribe 

Image


Api
Api