Etiopía: Empresarias consiguen financiamiento gracias al Proyecto de desarrollo de la capacidad empresarial de la mujer (WEDP)

Julio 21, 2016


Image

Sobre la base del financiamiento y la experiencia de la Asociación Internacional de Fomento (AIF), desde 2012 y hasta la fecha, Etiopía ha realizado cambios radicales en el ámbito del apoyo a las mujeres empresarias, otorgando financiamiento por unos USD 2 millones mensuales a emprendedoras orientadas al crecimiento, y apoyando a más de 10 000 mujeres con préstamos y capacitación empresarial.

Desafío

En la última década, Etiopía logró un alto crecimiento económico, con un promedio anual de 10,7 %, ubicándose entre las economías de más rápido crecimiento tanto en África como en el mundo en desarrollo. No obstante, el país está rezagado en comparación con sus pares en el área de préstamos para el sector privado, y las mujeres empresarias tienen mucho menos oportunidades que los hombres. En el Índice de oportunidades económicas para las mujeres elaborado por The Economist, Etiopía ocupa el puesto número 107 entre 112 países. La mayoría de las emprendedoras orientadas al crecimiento caen en la trampa de la “ausencia de un nivel intermedio”, en que no reciben servicios de los bancos comerciales, ni de las instituciones microfinancieras. Los altos montos mínimos de los préstamos y los requisitos excesivos en materia de garantía restringen el acceso de las mujeres a los préstamos de los bancos comerciales. Las instituciones de microfinanzas atienden principalmente a microempresas con sistemas de préstamos colectivos que proveen préstamos muy pequeños. Por lo tanto, las empresas de propiedad de mujeres orientadas al crecimiento se ven privadas de la inversión que necesitan para prosperar.

Estrategia

El Proyecto de desarrollo de la capacidad empresarial de la mujer (WEDP) es una operación de financiamiento para fines de inversión de la AIF diseñada con el fin de abordar las principales limitaciones que enfrentan las empresarias etíopes orientadas al crecimiento.

El objetivo del WEDP es aumentar los ingresos y el empleo en las empresas de propiedad de mujeres en Etiopía. El proyecto creó la primera línea de crédito centrada en las mujeres empresarias en 2013, y la demanda ha sido asombrosa. La línea de crédito del WEDP desembolsa mensualmente alrededor de USD 2 millones en préstamos para emprendedoras orientadas al crecimiento, excediendo con creces las metas iniciales. En paralelo, varios cientos de mujeres participan cada mes en el programa avanzado de capacitación empresarial del proyecto, que extrae enseñanzas de la psicología cognitiva moderna y equipa a las participantes no solo con aptitudes empresariales tradicionales, sino también con la habilidad de “pensar como una empresaria”.

Resultados

  • Hasta fines de 2015 (después de dos años de ejecución del proyecto) más de 3000 mujeres empresarias habían recibido préstamos (64 % de las prestatarias del WEDP nunca habían solicitado un crédito) y más de 4500 habían participado en el programa de capacitación empresarial.
  • Las empresas participantes de propiedad de mujeres aumentaron sus ganancias en un 24 % y el empleo en un 17 %; el nivel de reembolso de los préstamos se sitúa en el 99,4 %.
  • Los datos de las solicitudes de préstamos indican que las empresas crearán 6000 nuevos puestos de trabajo en 2017, la mayoría de los cuales serán ocupados por mujeres.
  • En el caso de las prestatarias que solicitaron nuevamente un crédito, el monto de los préstamos aumentó en promedio un 870 %.
  • La mejor capacidad de evaluación de las instituciones microfinancieras participantes en el WEDP dio lugar a una reducción de los requisitos en materia de garantía, bajando de un promedio de 200 % del valor del préstamo al 125 %. Al mismo tiempo, las instituciones microfinancieras que se sumaron al WEDP están adoptando y difundiendo nuevas técnicas para llegar a las empresarias y brindarles mejores servicios. Se están desarrollando nuevos productos de crédito y reconociendo nuevas formas de garantía, como vehículos, garantías personales, e incluso inventarios de negocios, para garantizar los préstamos. Esto es muy relevante en un país donde no existe un registro de garantías.
  • Gracias a la colaboración entre el Departamento de Prácticas Mundiales de Finanzas y Mercados del Grupo Banco Mundial y los laboratorios de innovación en materia de género, el WEDP presenta novedosas tecnologías de crédito a los prestamistas, como pruebas psicométricas que pueden predecir la capacidad de un prestatario de pagar un préstamo y eliminar la necesidad de tener una garantía. Esta tecnología permite a los empresarios que no cuentan con una garantía realizar una prueba interactiva en una tableta, que pronostica sus probabilidades de reembolsar el préstamo. Si obtienen un puntaje elevado, pueden pedir un préstamo sin el requisito de las garantías tradicionales. La prueba se está realizando de manera experimental en el WEDP y está sujeta a una rigurosa evaluación de impacto. Otros bancos ya están solicitando la tecnología, y su ampliación podría generar un cambio enorme en el acceso al crédito en Etiopía.

Contribución del Grupo Banco Mundial

El WEDP es una operación de financiamiento para fines de inversión de la AIF por un monto de USD 50 millones, con fondos externos adicionales de USD 13 millones proporcionados por el Reino Unido (donaciones de USD 3 millones) y Canadá (donación de USD 10 millones a través de un fondo fiduciario). El proyecto ha desembolsado casi la totalidad de la asignación de recursos de la AIF de mitad de periodo, y ahora se ha asegurado montos adicionales de EUR 15 millones entregados por Italia y USD 50 millones comprometidos por Japón.

Asociados

El equipo del Grupo Banco Mundial ha podido establecer una sólida alianza con donantes como el Departamento de Desarrollo Internacional del Gobierno del Reino Unido (DFID) y el Organismo Canadiense de Desarrollo Internacional (CIDA). Italia y Japón también están a punto de unirse a esta asociación. Se creó un comité de ejecución del WEDP para mejorar la colaboración, el que está compuesto por un representante de cada uno de los ocho organismos de ejecución del WEDP (es decir, el Grupo Banco Mundial, dos organismos ejecutores, donantes y empresas de consultoría). El comité se reúne mensualmente para analizar y tomar decisiones sobre cuestiones relativas a la implementación, y representa una plataforma muy importante para una efectiva colaboración.

Próximos pasos

El WEDP está creando las bases para crear un mecanismo de financiamiento sostenible dirigido a las empresarias y fortalecer la capacidad de los intermediarios financieros y los proveedores de servicios de fomento empresarial de servir a ese segmento específico del mercado. Aunque no ha finalizado aún, el proyecto ya ha permitido allanar el camino para un esfuerzo mayor por parte del Gobierno de Etiopía en favor del financiamiento para las pequeñas y medianas empresas (pymes) y demostrar la existencia de un modelo viable que combina la liquidez con la asistencia técnica, y que ahora se replica a una escala mucho mayor en todo el sector de las pymes.

Beneficiarios

Serkalem Belay es propietaria de un taller de maquinaria industrial, en el cual se reacondicionan partes de vehículos antiguos para ser puestas a la venta de nuevo.

Ella solicitó un préstamo del WEDP por un monto de 700 000 birr a Wasasa, una de las instituciones microfinancieras que participan en el proyecto. Serkalem había solicitado préstamos en el pasado, pero nunca pudo obtener un monto suficiente para cubrir las necesidades de su negocio en crecimiento.

Con el préstamo de Wasasa, la empresaria compró materiales adicionales para su negocio y contrató a más trabajadores. En tres meses, el taller pasó de tener seis a 12 empleados de jornada completa, y sus ganancias mensuales aumentaron en 50 %.