Skip to Main Navigation

Panamá: panorama general

Panamá, una economía pequeña y dolarizada, tuvo uno de los resultados de crecimiento más sólidos de América Latina y el Caribe (ALC) antes de la crisis de la COVID-19. El país creció un 4,7 % en promedio de 2014 a 2019, mientras que ALC creció un 0,9 %. El rápido crecimiento y la gestión fiscal prudente permitieron a Panamá alcanzar el grado de inversión y acceder a los mercados de financiamiento privado a bajo costo. Sin embargo, el crecimiento no se tradujo en equidad: mientras que la tasa de pobreza nacional (US$5.5/ día, Paridad Poder Adquisitivo-PPP de 2011) se situó en el 12,1 % en 2019, la pobreza en las zonas rurales era seis veces mayor que en las zonas urbanas.

Panamá sufrió uno de los brotes de la COVID-19 más graves en ALC. El choque al mercado laboral redujo el ingreso laboral promedio en un 18 % en 2020. Se estima que la pobreza podría haber alcanzado el 18,8 % en 2020, pero Panamá Solidario, un programa de transferencias instituido para mitigar los efectos de la crisis de la COVID-19, ayudó a mantener la tasa de pobreza en 14,9 %.

El Producto Interno Bruto (PIB) de Panamá se contrajo 17,9 % en 2020. Panamá respondió a la crisis de la COVID-19 manteniendo aproximadamente los mismos niveles de inversión que en 2019, al mismo tiempo que amplió el gasto social, a pesar de una gran caída en los ingresos (21,2 % en 2020). En consecuencia, el déficit fiscal se amplió al 10,3 % del PIB en 2020. La expansión fiscal se financió principalmente con deuda, que fue posible por el amplio acceso al financiamiento multilateral y de mercado. La deuda pública total saltó de US$ 31 mil millones (46,4 % del PIB) en 2019 a US$ 36,9 mil millones en 2020 (69,8 % del PIB). La reducción de importaciones y la actividad resiliente en el Canal de Panamá ayudaron a reducir el déficit en cuenta corriente en 2020 al 0,2 % del PIB. Por el lado del financiamiento, la Inversión Extranjera Directa cayó del 5,5 al 3,2 % del PIB en 2020.

El Banco Mundial pronostica un crecimiento del PIB real del 9,9 % en 2021 y luego una convergencia a una tasa de crecimiento potencial de aproximadamente el 5 %. El déficit presupuestario seguirá elevado en 2021, pero estará por debajo de la trayectoria de reducción del déficit establecida en la revisión de la Ley de Responsabilidad Social y Fiscal (7,5 % del PIB para 2021). Se espera que los ingresos aumenten beneficiándose de la recuperación del PIB, las mejoras en la administración tributaria y los crecientes ingresos del canal. Se prevé que los gastos disminuyan gradualmente a medida que el gobierno elimine las costas relacionadas con la COVID-19 y adopte una postura fiscal más conservadora para controlar la masa salarial y la compra de bienes y servicios.

El desafío de Panamá es reactivar el crecimiento y, al mismo tiempo, garantizar que los beneficios también lleguen a las zonas rurales y a los grupos tradicionalmente excluidos. Los desequilibrios fiscales son un importante riesgo a la baja para el crecimiento. Entretanto, las reformas en la regulación -especialmente de la energía y el agua- en la formación profesional y en la eficiencia del sector público para apoyar nuevos motores de crecimiento, podrían incrementar el PIB potencial.

Última actualización: Oct 06, 2021

FINANCIAMIENTO

Panamá: Compromisos por ejercicio (en millones de US$)*

*Montos incluyen compromisos del BIRF y la AIF.
Image
GALERÍA DE FOTOS
Más fotos

Recursos adicionales

Contactos en la oficina del país

PANAMÁ +507 831-2000
Avenida Aquilino De La Guardia y calle 47 Marbella, Edificio Ocean Business Plaza, Piso 21, Oficina 2111. Ciudad de Panamá
EEUU +1 202 473-1000
1818 H Street NW, Washington, DC 20433