Coronavirus: La respuesta del Grupo Banco Mundial ante la emergencia mundial de hacer frente a la pandemia. Sepa más

Abordar el VIH/sida en Burundi

Enero 05, 2013


El Segundo Proyecto Multisectorial de VIH/Sida de Burundi, que se implementó entre 2008 y 2011, buscó incrementar la disponibilidad y uso de los servicios preventivos entre los grupos que son particularmente vulnerables a la enfermedad, o que están afectados por esta. Este contribuyó a reducir la tasa de prevalencia del VIH, a nivel nacional, del 3% al 1,4%; ayudó a duplicar la cantidad de personas con tratamiento antirretroviral, y a distribuir más de 4 millones de profilácticos.

Desafío

Burundi, con un ingreso bruto per cápita de US$380, es uno de los países más pobres del mundo y sus ciudadanos gastan menos de US$49 en salud al año. En 2007, una encuesta mostró una presencia del VIH del 3% en la población general y, entre los trabajadores sexuales, de un 38%; también dio cuenta de un rápido incremento de la prevalencia del virus en las áreas rurales. Las causas de la epidemia incluyen el comercio sexual, la generalización de múltiples parejas simultáneas y bajos índices de circuncisión masculina. La implementación de la Estrategia nacional de VIH/sida (NHAS, por sus siglas en inglés) 2002-06 se vio restringida por un conjunto de problemas institucionales, técnicos, financieros y otros relacionados con las capacidades. Las lecciones aprendidas de esta estrategia se utilizaron para desarrollar una segunda NHAS. Se solicitó la participación de la Asociación Internacional de Fomento (AIF) para que proveyera orientación estratégica, experiencias sobre las lecciones aprendidas y asistencia técnica en la segunda NHAS, y también para garantizar la sinergia entre las intervenciones en esta área y el fortalecimiento del sistema sanitario. Finalmente, el Gobierno defendió la importancia del apoyo continuo de la AIF a la sociedad civil a través de los subproyectos y las actividades generadoras de capacidades.

Soluciones

  • El proyecto se llevó a cabo para “incrementar el uso de ciertos servicios preventivos, entre los grupos de alta vulnerabilidad, o afectados por el VIH/sida”. Se dirigió a los trabajadores sexuales, las personas de 15 a 49 años con muchas parejas sexuales durante el año anterior y embarazadas contagiadas con el VIH.
  • Valor y cantidad de subproyectos destinados a las poblaciones vulnerables y grupos de alto riesgo.
  • Porcentaje y cantidad de personas afectadas por el VIH en etapa avanzada de la enfermedad que reciben tratamiento antirretroviral.
  • Cantidad de embarazadas contagiadas con el VIH que recibieron tratamiento antirretroviral para prevenir la transmisión materno infantil (PMTCT, por sus siglas en inglés).
  • Cifra de personas que viven con VIH/sida a las que se llegó mediante actividades financiadas con pequeñas donaciones.
  • Cantidad de organizaciones del sector público que realizan actividades relacionadas con el control del VIH, y que las incluyen en sus planificaciones anuales o estrategias del sector.

Para lograr estos objetivos, el proyecto financió actividades para cambiar el comportamiento en una variedad de organizaciones, respaldar la prevención de PMTCT y promover la circuncisión masculina mediante transferencias directas al Ministerio de Salud. El proyecto también respaldó la ampliación del tratamiento antirretroviral (ARV, por sus siglas en inglés) con el uso de un sistema de contratación basado en el desempeño y administrado por dicho ministerio. Se  otorgaron pequeñas donaciones a las familias vulnerables y se apoyaron actividades relacionadas con el VIH/sida en los ministerios clave y gobiernos locales.

Resultados

  • La prevalencia del VIH entre los trabajadores sexuales disminuyó del 37,7% al 19,8%.
  • A nivel nacional, la prevalencia del VIH disminuyó del 3% al 1,4%, si bien el tratamiento con ARV aumentó a más del doble.
  • La cantidad de personas con tratamiento antirretroviral aumentó de 10.928 a 25.117.
  • El porcentaje de embarazadas infectadas con el VIH que recibieron ARV completo para reducir el riesgo de transmisión materno infantil aumentó del 6% al 32%.
  • La tasa de uso de profilácticos entre las trabajadoras sexuales subió del 82% al 91,2%.
  • El porcentaje de personas de 15 a 49 años con más de una pareja sexual durante el año anterior que habían informado haber usado un profiláctico durante su última relación aumentó del:
    • 6% al 13,9%, entre los hombres.
    • 10,9% al 14,3%, entre las mujeres.
  • Se capacitó a un total de 272 educadores entre pares de trabajadores sexuales en la prevención de infecciones de transmisión sexual. Se distribuyeron cerca de 4.426.322 preservativos para hombres y 28.573 para mujeres.
  • Un total de 169 trabajadores sexuales y 189 funcionarios de seguridad recibieron capacitación sobre los derechos de los trabajadores sexuales.
  • Un total de 5292 trabajadores sexuales se sometió a una prueba del VIH y quiso saber sus resultados.
Image
25.117
personas recibieron tratamiento antirretroviral.


MAPA DEL PROYECTO