Costa Rica: panorama general

  • En muchos aspectos, Costa Rica es una historia de éxito en términos de desarrollo. Considerado un país de ingreso medio alto, Costa Rica experimentó un crecimiento económico sostenido en los últimos 25 años. Dicho progreso es el resultado de una estrategia de crecimiento orientada al exterior, basada en la apertura a la inversión extranjera, así como en una gradual liberalización comercial.

    Costa Rica también es un líder mundial gracias a sus políticas y logros ambientales, que han ayudado al país a construir su Marca Verde. El innovador programa Pago por Servicios Ambientales ha tenido éxito en promover la conservación de los bosques y la biodiversidad; convirtiendo a Costa Rica en el único país tropical del mundo que ha reducido la deforestación.

    La combinación de estabilidad política, contrato social y un crecimiento sostenido han resultado en una de las tasas de pobreza más bajas de América Latina y el Caribe.

    Según datos de 2017 de la Encuesta Nacional de Hogares del Instituto Nacional de Estadística y Censo, el porcentaje de hogares pobres en Costa Rica pasó de 20,5 a 20 por ciento entre 2016 y 2017, lo cual no es un cambio estadísticamente significativo; mientras que la pobreza extrema sí bajó de 6,3 por ciento a 5,7 por ciento.

    El éxito del país en las últimas décadas también se refleja en sus sólidos indicadores de desarrollo humano, lo que ha contribuido mejorar su ubicación en dichos rankings, respecto a los demás países de la región.

    El ingreso per cápita de Costa Rica se triplicó desde 1960, alcanzando un crecimiento promedio del 4.5 por ciento entre 2000 y 2013, comparado con el promedio regional del 3.8 por ciento para el mismo período.

    Durante la crisis global, el PIB real se redujo alrededor de un 1 por ciento en 2009, pero la economía costarricense rebotó rápidamente tras la crisis, alcanzando una de las tasas de crecimiento real promedio más altas de América Latina entre 2010 y 2016 (4 versus 2.5 por ciento de promedio regional). Sin embargo, el crecimiento se ha debilitado en los últimos años, y se espera que continúe desacelerándose en 2018.

    Sobresalen dos desafíos al desarrollo: la declinante situación fiscal y una desigualdad persistente. Estos retos afectan los pilares básicos del modelo de desarrollo costarricense: inclusión, crecimiento y sostenibilidad.

    El gobierno ha procurado atender estos problemas y está comprometido con una sociedad inclusiva que garantice el bienestar de su población, apoyándose en instituciones públicas transparentes y que rindan cuentas.

    Última actualización: Oct 04, 2018

  • El Banco Mundial y el Gobierno de Costa Rica establecieron un Marco de Alianza con el País (MAP) para 2016-2020 con el propósito de fortalecer la relación entre el Banco Mundial y Costa Rica. Este MAP, que refleja los fundamentos analíticos del Diagnóstico Sistemático del País, es el cuarto preparado para Costa Rica.

    Los MAP anteriores establecieron el marco para una relación más cercana entre el Grupo Banco Mundial (GBM) y Costa Rica, basado en el aprendizaje mutuo y el intercambio de conocimiento.

    El actual MAP presenta un programa altamente selectivo organizado en torno a dos pilares estratégicos:

    • Reducir los obstáculos a la inclusión productiva
    • Fomentar la sostenibilidad fiscal, social y ambiental.

    Con base en este MAP, el GBM está respaldando los esfuerzos del Gobierno para mejorar la sostenibilidad fiscal, aumentar la eficiencia de su gestión fiscal y fortalecer sus capacidades. La cooperación incluye un préstamo de salud por un total de US$420 millones en apoyo a los esfuerzos del Gobierno para mejorar la disponibilidad y calidad del sistema de seguro médico universal.

    El GBM también trabaja por un crecimiento verde e inclusivo de la zona rural a través de la racionalización de las prácticas de gestión sostenible y sistemas de apoyo a la toma de decisiones en “paisajes productivos”; es decir, aquellos territorios que generan productividad tanto por la belleza del paisaje como por las actividades que ahí se desarrollan (agropecuarias, forestales, pesqueras, turísticas u otras). También se busca mejorar la competitividad de las cadenas de abastecimiento rural.

    La cartera activa en Costa Rica incluye dos proyectos por un total de US$620 millones en compromisos netos, con cierre en setiembre 28, 2018.

    Las iniciativas ambientales siguen siendo respaldadas mediante fideicomisos, como el Fondo Cooperativo para el Carbono en los Bosques (FCPF en inglés),  la estrategia REDD+ de Costa Rica, la Alianza para la Preparación de Mercados de Carbono (PMR en inglés) y el apoyo a la aplicación de un Protocolo de Sostenibilidad en la planta hidroeléctrica Reventazón del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), un ejemplo internacional de que es posible construir proyectos hidroeléctricos aplicando las mejores prácticas ambientales y sociales de la industria. También se apoya al país con su Estrategia de Gestión Financiera de Riesgo de Desastres, que se espera sea aprobada en los próximos meses.

    En el ámbito de la energía y la electrificación del transporte, el Banco Mundial apoya la iniciativa para avanzar en la transición hacia un modelo energético que optimice el uso los recursos autóctonos.

    Se busca la descarbonización del sector industrial y del transporte a través de una progresiva electrificación y diversificación de la matriz energética y en un entorno de mayor integración regional y apertura de los mercados energéticos internacionales. Se cuenta con el respaldo de fideicomisos como el Fondo Español para Latinoamérica y Caribe, el Fondo Coreano para el Crecimiento Sostenible, la Alianza para el apoyo de la consecución de las Contribuciones Nacionales Determinadas (NDCs, por sus siglas en inglés) y el Programa de Asistencia para la Gestión del Sector Energía (ESMAP). Entre las actividades para lograr mejoras, tanto en el marco regulatorio para la electrificación del transporte público como en la integración de las energías renovables en la red eléctrica, destacan la capacitación de equipos técnicos y el diseño de instrumentos financieros y de planes sectoriales.

    Última actualización: Oct 04, 2018

  • Pro inclusión productiva

    A través del Proyecto de Educación Superiorel sistema de educación superior costarricense se ha beneficiado con una mejora en el acceso y la calidad. La matrícula en cursos de pregrado alcanzó la meta fijada con más de 102.000 estudiantes; y en posgrado más de 7.000.  El número total de programas oficialmente acreditados en las cuatro universidades participantes del Proyecto sobrepasó la meta, alcanzando los 106.  En el área de infraestructura, hay más de treinta proyectos de construccion ya terminados, incluyendo nuevas escuelas y facultades, laboratorios de investigación y dormitorios. Sobresalen los beneficios aportados a los indígenas, donde el número de estudiantes indígenas matriculados en las cuatro universidades se duplicó entre 2014 y 2017.

    Por medio del Servicio de Asesoría Reembolsable (RAS, por sus siglas en inglés) para el sector de la salud el GBM ayudó a desarrollar una hoja de ruta para mejorar la eficiencia y calidad de los servicios de salud en el corto y mediano plazo. Los resultados de este RAS fueron utilizados por el gobierno para desarrollar una estrategia de mediano y largo plazo para mejorar la sostenibilidad y acceso equitativo a servicios prestados por el seguro de salud social.

    Una gama de trabajos analíticos se han completado en los últimos años; entre otros, un caso de estudio titulado Logros y dificultades de la atención primaria de salud dentro del marco del seguro social de salud, el Estudio de gasto público social y sus institucionesun proceso de investigaciones en torno al crecimiento verde e inclusivo, un documento de investigación llamado Enfoque conductual para la conservación del agua y una evaluación de género.

    Pro sostenibilidad fiscal, social y ambiental

    Mediante el proyecto “Fortalecimiento del Seguro Universal de Salud” se ha logrado mejorar  la disponibilidad  y la  calidad del sistema de seguro médico universal, así como fortalecer la eficiencia institucional de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS). Bajo la modalidad de Programa por Resultados, se ha cumplido con objetivos como la reducción de las listas de espera y la atención de enfermedades crónicas. Por ejemplo, se superó la meta de 41 por ciento de pacientes con diabetes tipo II identificados y con control clínico óptimo. La mejora en el tamizaje del cáncer de colón también superó la meta al alcanzar el 15 por ciento de la población objetivo. Además, se superaron las expectativas en el porcentaje de cirugías realizadas en forma ambulatoria donde se superó la meta del 43 por ciento. Uno de los mayores logros está en el porcentaje esperado del número total de áreas de salud equipadas con el Expediente Digital Único de Salud (80 sobre 60 por ciento esperado).

    Por medio de la Gestión de Riesgos ante Desastres Naturales (DRM, por sus siglas en inglés) el estado de preparación de Costa Rica para responder a un desastre mejoró gracias a programas de reducción y prevención de riesgos. El marco regulatorio e institucional para DRM se vio fortalecido con la introducción de un marco legal que requiere que todas las nuevas inversiones públicas sigan las mejores prácticas de DRM e incluyan una evaluación de amenazas. Esta capacidad mejorada de Costa Rica para implementar su programa DRM fue apoyada por el CAT DDO (Opción de Desembolso Diferido ante el Riesgo de Catástrofe) del GBM, que representó una fuente de liquidez inmediata en caso de desastres.

    El Proyecto Ecomercados II logró aumentar la cobertura de los contratos de Pagos por Servicios Ambientales (PES) costarricenses y la superficie bajo cobertura de los mismos. El número de pequeños y medianos propietarios de tierras que participan del programa PES aumentó más del 120 por ciento entre 2008 y 2014, superando tanto los objetivos originales con los revisados del 50 y 85 por ciento, respectivamente. Asimismo, desde 2014 existen cerca de 300.000 hectáreas de tierras bajo contratos PES, lo que representa un aumento del 19 por ciento comparado con una base de 250.000 hectáreas en 2008, prestando servicios ambientales de importancia local y global.

    Última actualización: Oct 04, 2018

Api


FINANCIAMIENTO

Costa Rica: Compromisos por ejercicio (en millones de US$)*

*Montos incluyen compromisos del BIRF y la AIF.


GALERÍA DE FOTOS

Más fotos Arrow

Recursos adicionales

Contactos en la oficina del país

En San José de Costa Rica
+506 25394345
cfloresmora@worldbank.org
1818 H Street NW, Washington, DC 20433
USA +1 202 473-1000
cfloresmora@worldbank.org