Coronavirus: La respuesta del Grupo Banco Mundial ante la emergencia mundial de hacer frente a la pandemia. Sepa más

COMUNICADO DE PRENSA

Asia meridional ahora debe centrar la atención en los riesgos internos, afirma el Banco Mundial

Abril 09, 2014


Al reducirse la vulnerabilidad externa, es momento de volver a centrarse en las reformas

Ciudad de Washington, 9 de abril de 2014. El Banco Mundial afirmó hoy que mantenía un optimismo prudente respecto de las perspectivas económicas de Asia meridional en 2014 debido al aumento de las exportaciones y la inversión, al mismo tiempo que hizo hincapié en que los riesgos que se presentaban para el crecimiento estaban volviéndose más internos, como la creciente vulnerabilidad del sector bancario. 

En su Actualización económica sobre Asia meridional, de periodicidad semestral, el Banco Mundial previó que el crecimiento económico aumentaría al 5,8 % en 2015 en comparación con el 5,2 % de este año y el 4,8 % del año pasado. Los países de Asia meridional, que son Afganistán, Bangladesh, Bhután, India, Maldivas, Nepal, Pakistán y Sri Lanka, parecían haberse recuperado en gran medida de la perturbación financiera del año pasado ocasionada por los cambios de la política monetaria de la Reserva Federal de Estados Unidos. Muchos países estaban reconstituyendo las reservas monetarias y, al mismo tiempo, poniendo freno a los déficits en cuenta corriente.

Sin embargo, estos éxitos en el entorno externo fueron acompañados por problemas inminentes en la economía interna. El crecimiento económico podría verse obstaculizado por la inestabilidad del sector bancario, la inflación, los déficits fiscales y la deuda, y la escasez persistente de infraestructura de energía y de transporte en toda la región.

"Ahora que las presiones externas están menguando, es momento de volver a centrarse en la solución de los problemas dentro de las economías de Asia meridional para que los países puedan estimular el crecimiento y reducir la pobreza", afirmó Martin G. Rama, economista en jefe de la vicepresidencia regional de Asia meridional. "La buena noticia es que en toda la región de Asia meridional está aumentando el impulso en apoyo de las reformas para aumentar el crecimiento porque los Gobiernos reconocen que esta es la mejor manera de superar la pobreza".

En el informe se da cuenta de que en el curso de este año se registró el fortalecimiento del crecimiento económico en la mayoría de los países de Asia meridional.

En la economía más grande de la región, India, se registraría un aumento del crecimiento al 5,7 % en el ejercicio de 2014, en comparación con el 4,8 % del ejercicio pasado y la actividad económica recibiría el impulso de un tipo de cambio más competitivo y el avance de muchos proyectos grandes de inversión. El crecimiento económico de Pakistán podría aumentar al 4 % en este ejercicio, en comparación con el 3,6 % del ejercicio de 2013, puesto que su economía se benefició de la reducción de los cortes de electricidad, los flujos resilientes de remesas de trabajadores paquistaníes en el extranjero, la recuperación de las exportaciones de manufacturas y un sector de servicios más próspero. Nepal se estuvo recuperando de un año difícil en que se vio afectado por los retrocesos en el sector agrícola y  el presupuesto del Gobierno. Con la ayuda de flujos sólidos de remesas que estimularon el consumo y el sector de servicios, la economía debería crecer al 4,5 % en el ejercicio de 2014, después de haberlo hecho al 3,6 % en el ejercicio de 2013. Sri Lanka seguiría creciendo al 7,3 % este año puesto que la economía se vio fortalecida por la nueva capacidad derivada de las inversiones en infraestructura y la reconstrucción después del último conflicto registrado en el país.

Las actividades económicas se reactivaron en el segundo semestre del ejercicio de 2014 en Bangladesh, con el impulso de las exportaciones y la demanda interna resilientes, después de los retrocesos sufridos en el primer semestre debido a la incertidumbre y la agitación de orden político que se registraron. Es probable que la reactivación del crecimiento de las exportaciones y el aumento del gasto público contribuyan al logro del crecimiento del 5,4 % del producto interno bruto (PIB) en el ejercicio de 2014, nivel que es un poco menor al del 6 % registrado en el ejercicio anterior.

La economía de Afganistán sufrirá el lastre de la incertidumbre persistente ocasionada por el retiro de las fuerzas internacionales este año y la posterior reducción de la ayuda externa para la economía. Además, la producción del sector agrícola del país ha disminuido. Por lo tanto, según las proyecciones, el crecimiento económico se reducirá al 3,2 % este año después del 3,6 % registrado en 2013. Con sujeción a la mejora de la situación de seguridad, la reactivación de la agricultura y el aumento de la producción minera, en Afganistán podría registrarse una reactivación del crecimiento a alrededor del 5 % en 2015 y 2016.

En el informe se insistió en centrar la atención en el sector bancario debido a su importancia fundamental para la estabilidad y el crecimiento económicos de Asia meridional.

"Hemos estudiado los bancos de India, Nepal y Pakistán porque son bastante representativos de la situación de los bancos de toda la región", afirmó Markus Kitzmuller, economista de la vicepresidencia regional de Asia meridional. "Las autoridades deben tomar en serio estas vulnerabilidades porque un problema en el sector bancario puede fácilmente ejercer presión en los presupuestos ya restringidos de los Gobiernos y tener un efecto pernicioso en la economía en general".

En India, el problema es la concentración crediticia cada vez mayor del sector bancario en las empresas. El temor es que esto pueda afectar en última instancia las finanzas públicas en virtud de la propiedad pública de los bancos estatales y la necesidad de apoyar a los bancos de importancia sistémica en dificultades. La vulnerabilidad de Pakistán se vincula con la deuda pública, y no con la deuda de las empresas. Sus bancos son grandes propietarios de deuda pública a corto plazo y los riesgos inherentes no se reflejan correctamente. En Nepal, los bancos no están otorgando préstamos y por lo tanto no están apoyando la inversión productiva en la economía. 


The World Bank South Asia Region's Chief Economist Martin Rama discusses the findings of the South Asia Economic focus, the region's economic outlook, as well as potential challenges and opportunities for the countries.

World Bank Group
Contactos para medios de comunicación
En Washington
Gabriela Aguilar
Teléfono: +1-202 473-6768
gaguilar2@worldbank.org



COMUNICADO DE PRENSA N.º
2014/429/SAR

Api
Api