Coronavirus: La respuesta del Grupo Banco Mundial ante la emergencia mundial de hacer frente a la pandemia. Sepa más

RESEÑA

Colchas de amor

27 de noviembre de 2014

Image
Fundación Acesco

La iniciativa Colchas de Amor se inició en 2009, y surgió como una estrategia para generar espacios seguros y fortalecer la capacidad de participación y el autodesarrollo de las mujeres en el municipio de Malambo, Colombia. A través de la labor de coser juntas las llamadas “Colchas de Amor” se ha logrado crear un espacio de encuentro en el cual las mujeres reflexionan sobre aspectos relacionados con sus derechos, la importancia de su incidencia en las decisiones familiares y en los procesos comunitarios, desde una mirada femenina, incluyente y solidaria.

La Fundación Acesco es la expresión del compromiso con la responsabilidad social de Acesco, una compañía que produce y comercializa productos de acero desde hace más de50 años. El trabajo de la Fundación se enfoca en el fortalecimiento de cadenas productivas, la formación formal y no formal de niños y adultos y el acompañamiento al desarrollo municipal, principalmente en los departamentos del Atlántico y de Caldas en Colombia.

El problema

En el municipio un alto porcentaje de mujeres se enfrenta a bajos niveles de formación académica, baja autoestima, falta de conocimiento de sus derechos humanos, sometimiento a relaciones maritales de sumisión y dominación, limitaciones en la libertad de expresión, maltrato intrafamiliar, y embarazos no deseados, como consecuencia de una cultura predominantemente machista. Estas situaciones dificultan la intervención de la mujer en las diferentes instancias de participación ciudadana que contempla el Estado colombiano. Además, las políticas de desarrollo municipal no suelen contemplar los intereses y necesidades delas mujeres.


Enfoque de la iniciativa

La iniciativa “Colchas de Amor” convoca a las participantes en espacios cercanos a sus viviendas, por ejemplo la casa de una vecina o el salón comunitario del barrio, con el pretexto de confeccionar en grupo una colcha o cobija de manera artesanal, pero con el objetivo fundamental de tener un motivo para discutir en grupo lecturas sobre la salud sexual y reproductiva, la vida familiar, la participación ciudadana o la equidad de género.

Para lograr una adecuada lectura y la discusión, se capacita a un grupo de 10mujeres que lidera cada grupo de “Colchas de Amor”, a quienes se entrega la metodología a seguir y los materiales para la elaboración de cada colcha. Estas mujeres líderes convocan a su vez un promedio de 20 mujeres por grupo y el equipo de la Fundación Acesco se encarga de realizar un seguimiento a cada grupo, garantizando la adecuada aplicación de la metodología y logrando un efecto cascada en la formación. Una vez se concluye la elaboración de cada colcha, cada grupo de mujeres define si la donan o rifan para aportar a la solución de los problemas que encuentran en su mismo colectivo o en su entorno. La estrategia de formación encascada permite fortalecer las capacidades de empoderamiento y participación de las mujeres, y se convierte en una estrategia de promoción lectora que promueve el desarrollo de capacidades comunicativas y de liderazgo comunitario.


" Colchas de Amor cuenta con una metodología innovadora en el trabajo social y comunitario, ya que logra llevar a lo cotidiano temas tan complejos como la participación comunitaria y política de la mujer en Colombia a un lenguaje claro y accesible a mujeres con distintos niveles de formación "

Impresiones de los evaluadores y organismos colaboradores


Desafíos y lecciones aprendidas

• Falta de apertura por parte de las mujeres para socializar sus problemáticas individuales y comunitarias debido a la arraigada y agresiva cultura machista: Este desafío se superó a través de la labor de coser en grupo que logró generar un clima de distensión y confianza y permitió la apertura de las mujeres hacia el intercambio de ideas, sentimientos y experiencias.
• Falta de profesionales que coordinaran cada una de los grupos de “Colchas deAmor”: Por ello, se seleccionaron mujeres líderes en cada núcleo zonal pertenecientes a la Red Comunitaria Unidos por Malambo a quienes se les capacitó para que pudieran liderar las sesiones de “Colchas de Amor” cuando los profesionales que orientan el proyecto no las podían acompañar.  
• Bajos niveles de formación de las mujeres participantes: Se diseñaron guías de lectura sencillas que abordan las diferentes temáticas de discusión grupal desde lo cotidiano, orientando las reflexiones con preguntas, cuyas respuestas se pueden encontrar fácilmente dentro de las lecturas abordadas, lo cual ha generado en muchas de las participantes el interés por seguir su proceso de formación académica formal.
• Dificultad de romper el esquema de dominación y sometimiento de las mujeres en sus hogares: Se muestran las colchas ya terminadas a sus familias y después rifan o venden el producto final, lo cual les permite generar ingresos para confeccionar más colchas o hacer otras actividades de proyección comunitaria, de tal forma que sus parejas o hijos no intervinieran en el proceso de formación para que las mujeres adquieran autonomía.

Resultados

El impacto se ha medido a través de tres indicadores claves que se miden anualmente mediante encuestas y grupos focales con las participantes: i) Número de mujeres que participan en los procesos de formación comunitaria de la Fundación Acesco Regional Atlántico; ii) Número de mujeres que se involucran en la Red Comunitaria Unidos por Malambo y niveles de participación e incidencia de las mujeres en su vida familiar y comunitaria. El 40% de las mujeres que participan de esta iniciativa son actual mente líderes activas en su comunidad.
Desde su implementación, se ha observado un aumento progresivo de la participación delas mujeres del municipio de Malambo en los procesos de formación impulsados por la Fundación Acesco. Por otra parte, se observa en las participantes un mayor grado de confianza y seguridad en sí mismas, lo cual se traduce en mayores niveles de participación en los diferentes espacios o instancias de participación (ej. Juntas de Acción Comunal) y de interacción con gobernantes, autoridades y empresas a nivel local y departamental, planteando a través a través de exposiciones las problemáticas alas que ellas y la comunidad en general se enfrentan, así como sus posibles soluciones. Según lo evidenciado en los diferentes testimonios expresados en los grupos focales y talleres, un significativo número de ellas han sido capaces de reducir las diferentes formas de violencia y de inequidad existentes en el interior de sus hogares.