COMUNICADO DE PRENSA

Los precios mundiales de los alimentos caen a su nivel más bajo en cinco años

Julio 01, 2015


Ciudad de Washington, 1 de julio de 2015. Los precios internacionales de los alimentos disminuyeron un 14 % entre agosto de 2014 y mayo de 2015, cayendo a su nivel más bajo en cinco años, según la última edición del informe Alerta sobre precios de los alimentos.

El petróleo barato contribuyó a la abundancia de suministros mundiales de alimentos en 2014 y las perspectivas de abundantes cosechas de trigo, maíz y arroz en 2015 son factores que están impulsando la fuerte caída de los precios internacionales de los alimentos. El sector de la agricultura y la alimentación sigue beneficiándose de los costos más bajos de los fertilizantes químicos, los combustibles y el transporte, inducidos por la disminución del precio del petróleo en el año anterior, mientras que los precios de los alimentos se mantuvieron estables a pesar de las recientes alzas del precio del petróleo.

Entre agosto de 2014 y mayo de 2015, los precios del trigo cayeron un 18 %, los precios del arroz se redujeron un 14 % y los precios del maíz disminuyeron un 6 %. Sin embargo, la llegada de El Niño, la apreciación del dólar estadounidense y el reciente aumento de los precios del petróleo podrían hacer subir los precios de los alimentos en los próximos meses. La demanda de maíz por parte de la industria de los biocombustibles y la evolución de las políticas de respaldo al arroz entre los principales productores son otros elementos que podrían afectar a los precios de los alimentos.

“La baja de los precios de los alimentos es bienvenida, porque más personas pobres podrán potencialmente comprar alimentos para sus familias”, dijo José Cuesta, economista superior del Departamento de Prácticas Mundiales de Reducción de la Pobreza del Grupo Banco Mundial. “Sin embargo, es posible que siga habiendo fluctuaciones inesperadas de los precios de los alimentos en  los países, por lo que es fundamental que los países estén preparados para hacer frente a alzas peligrosas de los precios de los alimentos en caso de que estas ocurran”.

Los precios nacionales de los cereales también se mantuvieron estables en general o disminuyeron entre agosto de 2014 y mayo de 2015 debido a la abundante oferta. Sin embargo, los precios de los alimentos aumentaron en los países afectados por el ébola, así como en las zonas en que se produjeron conflictos, inundaciones y sequías, como el noreste de Nigeria, Malawi y Zimbabwe.

Asistencia del Grupo Banco Mundial

  • El Grupo Banco Mundial se ha comprometido a impulsar la agricultura y las inversiones vinculadas con este sector. En 2014, los nuevos compromisos para esta área llegaron a US$8300 millones. En el caso del Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF) y la Asociación Internacional de Fomento (AIF), la asistencia a la agricultura y los sectores afines aumentó de US$3600 millones en el ejercicio de 2013 a US$4300 millones en el ejercicio de 2014.
  • La Corporación Financiera Internacional (IFC) hizo inversiones por valor de US$4000 millones en el sector privado en toda la cadena de suministro de alimentos durante el ejercicio de 2014. Estas inversiones apoyaron proyectos que promueven el acceso al financiamiento; el acceso a insumos como semillas, equipos y asesoramiento, y el acceso a los mercados a través de infraestructura e instalaciones de procesamiento de alimentos.
  • El Programa de Respuesta a la Crisis Mundial de los Alimentos (GFRP, por sus siglas en inglés) , puesto en marcha por el Banco Mundial en 2008, proporciona alivio a los países afectados por los altos precios de los alimentos. El GFRP ha ayudado a casi 70 millones de personas en 49 países, mediante US$1600 millones en fondos de emergencia para actividades agrícolas y compra de semillas y fertilizantes, y programas de alimentación escolar de emergencia.
  • El Grupo Banco Mundial da apoyo al Programa Mundial de Agricultura y Seguridad Alimentaria (GAFSP, por sus siglas en inglés). (i) Diez países y la Fundación Bill y Melinda Gates han comprometido unos US$1400 millones, de los cuales se han recibido US$1200 millones.
  • Realiza tareas de coordinación con organismos de las Naciones Unidas (ONU) a través del Equipo de Tareas de Alto Nivel sobre la Crisis Mundial de la Seguridad Alimentaria y con organizaciones no gubernamentales (ONG) así como brinda apoyo a la Alianza para el Sistema de Información sobre los Mercados Agrícolas (AMIS, por sus siglas en inglés) (i) con el propósito de mejorar la transparencia del mercado internacional de los alimentos.
  • Fomenta el aumento de las inversiones en investigación agrícola –por ejemplo, a través del  Grupo Consultivo sobre Investigaciones Agrícolas Internacionales (CGIAR, por sus siglas en inglés)– (i) y de las iniciativas de seguimiento del comercio para identificar cualquier posible escasez de alimentos.
  • Apoya el mejoramiento de los resultados en materia de nutrición entre grupos vulnerables: durante la última década (2003-2013), la Asociación Internacional de Fomento (AIF) , el fondo del Banco Mundial para los más pobres, hizo posible que más de 210 millones de mujeres embarazadas y madres lactantes, niñas adolescentes, y/o niños menores de 5 años recibieran servicios básicos de nutrición. El Banco es también miembro activo del Movimiento Mundial Scaling Up Nutrition  y lidera la Plataforma de Conocimientos SecureNutrition, (i) cuyo objetivo es mejorar los resultados nutricionales mediante el aumento de las inversiones y actividades que incluyen componentes relativos al tema en todos los factores subyacentes clave que impulsan la nutrición.


Contactos para medios de comunicación
En Washington
Maura K. Leary
Teléfono: +1 (202) 473-1342
mleary@worldbank.org
En Washington
Cynthia R. Delgadillo
Teléfono: +1 (202) 473-9661
cdelgadillo@worldbankgroup.org


COMUNICADO DE PRENSA N.º
2016/006/POV